El CERN: Jugando con Partículas | A Ciencia Cierta

El CERN es uno de los proyectos más mediáticos de nuestra época. CRISPR, las ondas gravitacionales, y otros famosos titulares de prensa no consigan hacerle la menor sombra, y la verdad es que resulta comprensible.

Estamos hablando de lo que prácticamente es una ciudad de científicos. Un entorno intelectualmente riquísimo donde más de 21 países trabajan mano a mano para conseguir revolucionar la ciencia tal y como la conocemos.

Fotografía propiedad del CERN como carátula de un capítulo de A Ciencia Cierta: EL CERN
Fotografía propiedad del CERN

Científicos de áreas de lo más variadas ponen en común su conocimiento en proyectos como MEDICIS, CLOUD, ISOLDE, y por supuesto, el archiconocido LHC.

La verdad es que la destrucción nos atrae. Hay a quien le gusta ver chocan camiones gigantescos, y a los físicos les gusta hacer lo mismo, pero con partículas. Esto es lo que ocurre en el LHC. En él los protones se aceleran por un sistema de ciclotrones en cadena hasta llegar casi a una velocidad de la luz, algo menos que la velocidad a la que publica Stephen King.

Con esto estudiamos cómo era el universo primigenio, la estructura más básica de la materia y otras cosas de físicos. Pero no se queda ahí, también existen aplicaciones médicas. El LHC y el CERN están revolucionando la radiología y la oncología.

 

Un programa de Antonio Rivera (@meteolp)

Contertulios:

  • Alberto Aparici
  • David Ibáñez
  • Javier Santaolalla
  • Paula Tuzón
  • Ignacio Crespo

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *